miércoles, 4 de febrero de 2015

Pacto Perpetuo Revisable


El peligroso ministro Valls tuvo que tranquilizar a China sobre la posible salida griega del euro.
Igualmente alarmado Obama ante las consecuencias ha salido defendiendo la razón de un país que ha perdido el 25% de su PIB por las medidas de austeridad alemanas.
¿Alguien sigue dudando sobre las cartas que puede jugar Syriza?
Es la Alemania de Merkel la que va llegando a su propio callejón sin salida. Grecia ya ha sido capaz de abrir el debate sobre la ilegalidad de la propia Troika como interlocutor, en pocos días. Cualquier negociación a la que aboque en adelante en Europa dará alas a Podemos y a otras izquierdas europeas, de ahí las reacciones enconadas de las derechas gobernantes en España y Portugal.
Cerrarse en banda como hasta ahora sería el pistoletazo de salida no de Grecia sino del fin del euro. Por otro lado, no olvidemos que hablamos de Alemania.


Pedro Sánchez quería pisar Moncloa, aunque fuera Moncloa la que le pisase a él. Objetivo alcanzado.
Se acaba de echar encima su propia cadena perpetua y se la apunta como un tanto. Parece ser que no revisaría sin embargo las partes del Pacto que convierten la protesta social en terrorista.
Tanto da porque seguirá pisando Moncloa a ratos, nunca para establecerse allí.
Siempre a remolque, ahora se inscribe fuera de plazo en la lista de los recusadores de la Troika tras los pasos de Syriza. Muy verosímil. ¡Si por lo menos hubiera escalado el edificio de la Comisión, o mejor el Atomium de Bruselas, acompañado de Calleja!
El CIS se lo cuenta en breve.


Tardaban mucho en aflorar los trapos sucios de la brutal dictadura guineana en las intermediaciones del pequeño Nicolás. Para qué iba a estar el CNI en eso si ya estaba él.


La mirífica recuperación de 2015 empieza trastabillando en 77 mil parados, pero menos que en las recuperaciones De Guindos de años previos. Curioso cómo fueron evolucionando los titulares desde esta versión del gobierno a los 200.000 puestos de trabajo destruidos. En especial en El País, que malinterpretó el optimismo del gobierno y empezó hablando de disminución del paro.



No hay comentarios:

Publicar un comentario