domingo, 18 de octubre de 2015

Igual de desigual


En el lavado de cara para más de lo mismo que se nos aproxima en forma de elecciones generales, cada cual va tomando posiciones. El líder del PSOE matiza sus impulsivas derogaciones y ahora solo retocará: quien en medio de la UE y la globalización prometa volver a subir la indemnización por despido miente. Del artículo constitucional sobre el déficit perpetrado con el PP, ni nombrarlo, y del resto de derogaciones vaya usted a saber.

Un PP centrifugado por Cs, con Soraya apuesta del Financial Times como sucesora de Rajoy, de ahí que la saquen a bailar; o quizás un PSOE apañado entre Jordi Sevilla y el gurú de FEDEA Garicano: de todos modos el establishment culminará su propia noción de la regeneración. Lo hará ante nuestras narices de algo menos indignados, ahora que invisibilizamos a millones de pobres estructurales u obviamos a millones de catalanes rebeldes.

La Constitución inmovilista se cae a anacrónicos cachos y el rey moderno sigue saludando a una cabra, celebrando un genocidio imperial: para la mayoría de Camilo Sexto a Felipe Sexto sin solución de continuidad. Una ley criminal de enjuiciamiento criminal, para legalizar impunidad. El prostitucional atando en corto las demandas catalanas, quizás los think tanks españolistas lleguen a literalizarse por las calles: la vida sigue igual.

No hay comentarios:

Publicar un comentario